Por: Étienne Erice. Parte 1 Mayo 2020

Muchos reconocen el cuadro de Las meninas, (como se conoce esta obra desde el  siglo XIX), y que se considera la obra maestra del pintor del Siglo de Oro español, Diego Velázquez. acabado en 1656. Es una pintura realizada al óleo sobre un bastidor de grandes dimensiones. Pero pocos saben que esta obra fue realizada sobre un lienzo ya pintado y anterior, esto descubierto recientemente mediante rayos X. Era una práctica usual en esa época, seguramente para ahorrar trabajo, por presión ante el encargo real, o simplemente no había más tiempo. Este libro es una recopilación y parte de otras obras y trabajos. Puede servir de bastidor y lienzo para completar un trabajo urgente, sobre las alternativas futuras de organización ante el colapso, y el avance de la crisis sistémica de la civilización. No hay más tiempo, cada día que pasa es un costo irreparable e irreversible para la Biosfera. No debemos tener muchos remilgos y miramientos en la búsqueda de caminos, si fallamos como humanidad ante esta catástrofe y no aceptamos convertirnos en guardianes de la vida, y no en sus destructores, puede ser demasiado tarde, para
que nuestro viejo y maduro planeta pueda reiniciar la vida en toda su diversidad y formas, tal como la conocemos actualmente.


Es posible, que ya no exista la oportunidad para que otra especie que vive en la tierra, pueda llegar a ser autoconsciente, y vivir en armonía en el planeta tierra, y en el futuro lejano, morar los oscuros y luminosos rincones de la galaxia llevando el fuego de la vida donde no la hay.

INTRODUCCIÓN.

Vivimos tiempos convulsos y complejos, se cierne sobre la biosfera de nuestro
hermoso planeta la posibilidad cierta de un ocaso y/o destrucción de toda forma
de vida, a causa de nuestra actual civilización planetaria. Es necesario reflexionar
sobre las posibles alternativas y caminos de salida, que la historia y el devenir de
los acontecimientos deparen a la humanidad, a cada uno de nosotros y nuestras
familias para salir de esta posible catástrofe.

Los ciudadanos de este tiempo, estamos en la primera línea, de una crisis
sistémica del mundo civilizado (1). Esta es una crisis Ecológica y social de tipo
planetaria, y en particular, suponemos un colapso de los estados que conforman
el actual sistema-mundo (2), incluido el estado de Chile.
Esta crisis sistémica afecta a toda la civilización, y evoluciona en forma dialéctica,
tiene sus momentos y ritmos, pudiendo ser rápida y cruenta, a modo de
estallidos sociales, alzamientos populares, y étnicos; o lenta y dolorosa,
manifestada en migraciones masivas de millones de personas buscando mejores
condiciones para vivir, debido al deterioro progresivo de la ecología y
condiciones de vida en los territorios de los que emigran. Y en definitiva, este
colapso ya es inevitable a la luz de los hechos y condiciones objetivas actuales.
Desde octubre del año 2019, Chile ha sufrido las consecuencias de un estallido
social sin precedentes, fenómeno socio-político a la par del golpe militar del año
73, inesperado por las elites, pero las condiciones y preámbulos ya estaban
insertos en las demandas insatisfechas del pueblo antes del estallido, el hastío
por los abusos y la corrupción de la clase dirigente. Sostenemos que esta
convulsión social, con ribetes revolucionarios es parte de una crisis sistémica del
Estado-Nación en nuestro país; y que está circunscrita a una crisis sistémica
mayor de tipo planetaria.

Todos los sistemas económicos, capitalistas, industriales, y extractivistas, han
chocado contra los límites de la biosfera. El capitalismo competitivo está
agotado, y busca rentabilidad presionando a la clase trabajadora, y explotando
a un mayor nivel de extracción los recursos del planeta, empujando a millones
de personas a buscar sustento, incluso en los últimos reservorios de vida
silvestre, destruyendo, desforestando y arrancando la piel del planeta Tierra.
Además, desde diciembre y el primer semestre del año 2020, un virus altamente
contagioso (3), ha generado una pandemia global, provocado el pánico, y
colapso de los sistemas de salud de la mayoría de los países del mundo. Y pone
de manifiesto la crueldad de los sistemas capitalistas, que han apostado por
salvar las economías por sobre las vidas humanas.

Este ensayo, es una recopilación de las corrientes de pensamiento ecológicas,
algunas dispersas, y otras tratando de articularse como solución al colapso
civilizatorio, se trata de darle una estructura coherente, un continuo de ideas, de
modo de entender y transitar lo mejor posible en esta crisis planetaria. En
muchas de estas ideas, propuestas y escritos, actuaremos como monjes copistas,
similares a los escribas de la edad media (4), posteriores al colapso del mundo
civilizado antiguo, intentando salvar lo mejor de ellas, y presentarlas como guía
y referente, para todos aquellos que vivan, en el nuevo mundo que nace.
En los capítulos siguientes se analizan las principales alternativas de salida al
colapso, que actualmente algunos visionarios proponen, y que pudieran
establecerse una vez generado el colapso civilizatorio en el mundo, incluido el
territorio de nuestro Estado-nación, las alternativas que se podrían implementar
para evitar, o disminuir los efectos de esta crisis sistémica, ya sea a nivel local o
territorial, una vez desplegada en toda su magnitud, y expresada en la vida
cotidiana y práctica, de los ciudadanos sobrevivientes, o “Ruralanos”, que
podrían llegar a llamarse como lo sugiere García Camarero (5), si logran
estabilizarse en un modo de vida tipo Eco-agrario civilizado. En caso contrario
creemos que la barbarie y destrucción será segura, a fines de este siglo.

Citas y Referencias:
(1) Civilizado en el ámbito de progreso tecnológico, habiendo sociedades más complejas
con mejor convivencia social, pero con poca tecnología. Y esta es la primera crisis con
potencial de extinción de la humanidad de la época histórica.
(2) Sistemas-mundo: Es un desarrollo de la crítica postmarxista que intenta explicar el
funcionamiento de las relaciones sociales, políticas y económicas a lo largo de la historia
en el planeta Tierra. Es una teoría historiográfica, geopolítica y geoeconómica.
(3) Virus, COVID-19, acrónimo del inglés coronavirus disease 2019, también conocida como
enfermedad del coronavirus o, como neumonía por coronavirus, es una enfermedad
infecciosa causada por el virus SARS-CoV-2.
(4) El amanuense (copista) medieval acostumbraba a escribir o aislado en su celda (el caso
de los monjes cartujos y de los cistercienses) o en el scriptorium (escritorio), que era
una dependencia común del monasterio acondicionada para tal fin, allí trabajaban
muchos monjes y monjas a la vez.
(5) Julio García Camarero en, Ciudadanos y “Ruralanos”.

 

 

CRISIS SISTEMICA PLANETARIA


Brueghel, El triunfo de la muerte / Foto: WC
El colapso civilizatorio planetario ya es una posibilidad cierta, y sus consecuencias serán nefastas.

3. CRISIS SISTEMICA PLANETARIA

Hace bastantes años la literatura geopolítica y financiera ha estado especulando
con un futuro escenario de crisis sistémica, a nivel internacional como nacional, solo
recordar escritos y tesis de crisis recurrentes, quizás algunas autoimpuestas por
intereses de la elite financiera, representada por especuladores y filántropos
interesados, como George Soros (1), o algunas efectistas como el desaparecido club
LEAP 2020, Laboratorio Europeo de Anticipación Política. A nivel nacional algunos intelectuales agudos como Macari (2), han machacado sobre la tesis de la disolución del Estado, y los libros premonitorios sobre derrumbes del modelo capitalista nacional, y las tesis de las oleadas, por Mayol (3). Pero nada se le acerca a una crisis sistémica ecológica planetaria, producto de la combinación de varias de ellas, coincidiendo todas en estas décadas, debido a la actividad de la civilización
humana. En la literatura Colapsista (4), existe cierto consenso en que esta crisis sistémica es múltiple, y afectará a nivel planetario, estas tienen el potencial de causar un desplome de la civilización y sus economías en todo el planeta, tal como lo conocemos. Estas crisis son las siguientes:

Crisis Climática, expresada a través de un calentamiento global planetario.

Crisis Energética, expresada por el declive del petróleo, conocida como “Peak Oil”.

Crisis de materias primas, agua y alimentos.

Crisis de bio diversidad, extinción masiva de la vida en la biosfera. Liberación de reservorios de vida microbiana.

Crisis de Sobrepoblación o superpoblación.

Incluso por separado, ya son catastróficas para la civilización planetaria, y de un impacto enorme para nuestro país. Si bien cada una de estas afectará de mayor a menor medida a cada uno de los Estados-Nación del mundo, dependiendo de las características ecológicas y geográficas de cada territorio. Un derrumbe global “sincronizado” de la civilización debido a la concatenación de todas estas crisis, ya es posible, y probable, constituyendo un fenómeno global de crisis ecológica sinérgica (5). La crisis planetaria, acelerada y catalizada por el capitalismo (6), afronta una severa crisis de alcance mundial que ha sido definida como una crisis financiera, que hizo eclosión en Estados Unidos, en el centro del sistema capitalista mundial, debido a la desregulación del sistema financiero y a la codicia y especulación del capital financiero, buscando mayores ganancias, se desprendió desacoplandose de la llamada economía real, recurriendo a instrumentos financieros, con estos mecanismos, generaron super ganancias, apoyados por el capital transnacional, los fondos soberanos, los fondos de inversión y otros recursos financieros del capital ficticio, con el respaldo de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación, y la aceptación tácita de los Estados soberanos nacionales, las grandes corporaciones, en la búsqueda de grandes ganancias
a corto plazo. Las consecuencias han sido la explosión de burbujas del sector
hipotecario, y otras en evolución.

Solo faltan los precursores, o detonadores sociopolíticos para que este proceso de
colapso sostenido pase de ser un proceso continuo relativamente estable en el tiempo, a tener eventos disparadores y aceleradores del colapso. Estos detonadores
comenzarán como pequeños eventos al interior de alguna de las crisis sistémicas, y
terminarán incendiando el planeta.

Citas y referencias:
(1): La crisis del Capitalismo Global 1998; La burbuja de la supremacía norteamericana 2004.

(2): Programa radial, Combinación la clave. 21 de octubre 2019.
(3): El Derrumbe Del Modelo. La Crisis De La Economía De Mercado, y Big Bang, Estallido Social 2019 modelo derrumbado.

(4): Colapsismo: defendería la necesidad de un nuevo marco teórico y estratégico al interior de la izquierda mundial para dar cuenta del fenómeno de colapso civilizatorio y extinción humana que, como producto de la combinación entre los efectos destructivos de la crisis ecológicaenergética actual y las contradicciones tradicionales del sistema capitalista decadente. (Miguel Fuentes muñoz).
A modo de entender los procesos complejos de intelectualización del fenómeno de Fuentes y los orígenes de su discurso. Ver Grupo de Seguimiento de la Crisis Climática Mundial.

(5) Crisis ecológica sinérgica, coincidiendo en el tiempo y lugar varias de ellas, generando un reforzamiento o realimentación positiva, teniendo consecuencias para la biota planetaria, y las sociedades humanas.

(6): Crisis del sistema capitalista mundial: paradojas y respuestas;
https://journals.openedition.org/polis/978

 

Próxima Publicación: Parte 2

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *